Real Madrid y Atlético de Madrid; ¿Existió buena relación?

En el fútbol, los vecinos están para tener piques y Real Madrid y Atlético de Madrid, lo saben bien. Cuando en una misma ciudad hay dos equipos, la rivalidad está asegurada y cuando no, el eterno rival se encuentra en la ciudad más cercana.

Así se entiende el eterno enfrentamiento entre Real Madrid y Atlético de Madrid: diferentes bandos de la capital de España que no se pueden ni ver. La rivalidad entre vikingos e indios es inmensa, pero a la vez, da mucho espectáculo. ¿Estaría asegurado este espectáculo del mismo modo si en vez de llevarse tan mal, Real Madrid y Atlético de Madrid tuviesen una buena relación o, al menos, una relación cordial? Hace ya casi cien años que esas buenas relaciones trajeron a España la mayor fiesta del fútbol nacional. Porque las cosas hoy en día no son como eran antes.

Los comienzos de Real Madrid y Atlético de Madrid

Madrid es una ciudad muy conocida por ser castiza. Sin embargo, los orígenes de sus dos principales equipos de fútbol no se caracterizan precisamente por su casticidad. El Real Madrid fue fundado en 1902 como Madrid Foot-Ball Club. Su primer referente fue Julián Palacios, el cual fundó el club junto con Juan y Carlos Padrós; dos hermanos barceloneses que vivían en la capital de España desde 1886 por el trabajo de sus padres. Por su parte, el Atlético de Madrid fue fundado en 1903 como Athletic de Madrid. Ramón de Arancibia, Ignacio y Ricardo de Cortázar y Manso de Velasco y Manuel de Goyarrola y Aldecoa, estudiantes vizcaínos que fundaron este club como sucursal del Athletic de Bilbao. Según Carlos Levi en su libro Atlético de Madrid. Cien años de historia (2003), la relación entre ambos clubes era al principio amistosa.

De la Copa de Madrid a la Liga

Entre finales del siglo XIX y principios del siglo XX fueron creados los principales equipos de fútbol de España. Sin embargo, las competiciones oficiales tardaron en llegar. Gracias al buen entendimiento entre el Madrid Foot-Ball Club y el Athletic de Madrid, surgió la Copa de Madrid, un torneo que enfrentaba a todos los equipos de la capital de España, que por aquel entonces eran bastantes y muchos ya han desaparecido, como el Español de Madrid, el Racing de Madrid, el New Football Club, etc.

El Madrid Foot-Ball Club siempre fue muy afín a la monarquía. Es por eso que en 1902, organizó un torneo amistoso a nivel nacional con motivo de la mayoría de edad del rey Alfonso XIII. Aquel torneo se llamó Copa de la Coronación y es la competición predecesora de la actual Copa de España o Copa del Rey.

En 1909 nace la Federación Española de Clubs de Football, antecesora de la RFEF, fundada oficialmente en 1913. Ya en 1920, nació la selección española de fútbol con el fin de poder participar en los Juegos Olímpicos de Amberes. Allí ganó la medalla de plata y este título debería figurar como uno de los más importantes de la historia del combinado nacional ya que por aquel entonces, el fútbol olímpico lo jugaban las selecciones absolutas, no las sub-23 como ocurre en la actualidad. Una selección tan fuerte requería de un fútbol cada vez más profesionalizado. Sin embargo, la Liga todavía no existía, pues solamente se disputaban torneos regionales y la Copa de España.

1591798293 499849 1591808937 sumario normal - Real Madrid y Atlético de Madrid; ¿Existió buena relación?

Según las fuentes consultadas, no hay una coincidencia para designar al verdadero impulsor de la Liga española. Por un lado, hay fuentes que asignan este mérito a José María Acha, presidente del Arenas de Gecho. Por otro lado, otras fuentes se lo achacan a la Federación Regional Centro, que era la institución encargada de velar por el fútbol de la zona céntrica de España: Ávila, Segovia, Madrid, Guadalajara, Cuenca y Toledo. En cuanto a esta última, Real Madrid y Athletic de Madrid unieron sus fuerzas para apoyar la creación de la Liga, la cual fue pactada en 1928 y pudo ver la luz el 10 de febrero de 1929.

Así fue la primera Liga

La primera temporada de la Liga española constaba de 10 equipos y 18 jornadas. La derrota no sumaba nada; el empate, un punto y, a diferencia de la actualidad, la victoria sumaba dos puntos en lugar de tres.
Los equipos que la disputaron fueron Barcelona, Real Madrid, Athletic de Bilbao, Real Sociedad, Arenas de Guecho, Europa, Real Unión y Racing de Santander. Los más avispados ya se habrán dado cuenta de que las únicas regiones (porque hasta 1978 no se puede hablar de comunidades autónomas) que participan son Castilla la Vieja (donde antiguamente pertenecía Santander), Castilla la Nueva (donde pertenecía Madrid), Vascongadas (actual País Vasco) y Cataluña. El motivo se debía a las infraestructuras de aquella época. Los jugadores viajaban de una ciudad a otra en ferrocarril, el cual se había modernizado en los años 20 del siglo pasado, pero tampoco daba para mucho más.

El Barcelona puede presumir de haber sido el primer campeón de la historia de la Liga mientras que el Racing de Santander fue el primer descendido (solamente descendía el último). Por su parte, Real Madrid quedó subcampeón y Athletic de Madrid, sexto.

¿Quieres saber cuántas veces se ha suspendido LaLiga? Te lo contamos en este enlace.

Real Madrid y Atlético de Madrid; Hermanos que se amaron, hermanos que se odian

La actual rivalidad entre Real Madrid y Atlético de Madrid crea mucha audiencia y mucho espectáculo. No es cuestión de justificar los insultos, solo hay que admitir que forman parte de la parafernalia del fútbol, para bien o para mal es otra cosa. Más debería primar el ejemplo que ambas aficiones dieron tanto en la final de la Champions 2014 como en la de 2016. Además, no es casualidad que las dos únicas veces en la historia de la Champions cuyos finalistas venían de la misma ciudad sean de Madrid. No es casualidad, se llama calidad. Dos equipos vecinos que se odian, pero que allí estuvieron gracias a que un día tuvieron buena relación para echar a rodar un campeonato local. De Madrid a la Liga y de Madrid a dos finales de la Champions. De Madrid al cielo.

Las curiosidades en el mundo del fútbol nunca dejarán de sorprendernos, y en Ravelo Deporte puedes encontrar las más llamativas.