No te irás nunca, Vicente Calderón

Cuánto tiempo ha pasado desde que se cerraron las puertas de uno de los estadios más emblemáticos de La Liga: el Estadio Vicente Calderón. Parece que ha pasado una eternidad. Y es que, cada partido sin sus gradas llenas de gente latiendo en cada balón tocado, es un partido perdido. O así lo piensan muchos.

Llora el Paseo de los Melancólicos, Pirámides desprende un intenso aroma a tristeza y San Isidro no es el mismo desde que se gritó un «hasta siempre» alto y claro el 21 de mayo de 2017 dentro del Estadio Vicente Calderón. Es raro encontrar un aficionado al Atlético de Madrid que no eche de menos cruzar los tornos de esas frías y desgastadas gradas, sus gradas, por muy antiguas y sucias que estuvieran. He tenido la suerte de conocer la opinión de algunos atléticos que describen con cosas tan bonitas como éstas al Vicente Calderón:

  • «Es mi lugar favorito de Madrid»
  • «Ha sido mi casa durante años, pero en el sentido literal»
  • «Es el lugar con más magia que conozco. Donde viví grandes cosas con el Atleti, donde entendí qué significa la lealtad en los malos momentos y donde descubrí la fuerza que puede tener un lugar cuando estando solo, allí dentro, era capaz de escuchar el grito ensordecedor de los miles de atléticos que lo llenaban todos los domingos»
  • «Cuando llegué a Madrid a vivir con 18 años no conocía a nadie y me pasaba las tardes en la pradera de San Isidro, donde asomaba la enorme fachada acristalada del Calderón. Me sentía como en casa, acompañado. Hoy sigo haciéndolo cuando las cosas no van bien. Es mi hogar»
  • «El pilar de mi vida. Allí me llevó mi padre, conocí a mis hermanos y a mi mujer. Llevé a mis hijos por primera vez con 6 meses. Y allí me hubiera gustado terminar mis días»..
  • «Para mí el Calderón es sentir»
  • «Mi infancia, mi adolescencia, mi juventud y mi madurez»
  • «El Calderón es la cara de mi hija después de un viaje de 1000 km para que viviera un partido en la temporada de su adiós.»

Yo seré más directa y clara: El Vicente Calderón es Atleti. Y por mucho que derriben sus muros siempre lo será. Y para ti, ¿qué es el Calderón?